El metacrilato y la alimentación son términos que tienen mucha relación, aunque de primeras pueda provocar confusión esta afirmación. En este post te vamos a contar todo lo relacionado con ambos términos para que puedas conocer el alcance del uso de este material en la industria alimentaria.

Versatilidad y utilidad

El metacrilato siempre ha estado presente en la gran mayoría de industrias del país (construcción, salud, decoración, etc.), no obstante, pocos conocen que es esencial para la industria de los alimentos.

Se emplea fundamentalmente para que podamos proteger la comida de cualquier agente externo que la pueda perjudicar, sobre todo cuando está expuesta en espacios públicos.

Eso sí, te recomendamos que adquieras superficies y muebles con las prescripciones sanitarias y laborales que marcan las normativas al respecto, tal y como las que vendemos nosotros, de lo contrario tu establecimiento incurrirá en una infracción grave.

La versatilidad y utilidad de este material permite que sea ampliamente utilizado en la fabricación de todo tipo de muebles y enseres para guardar la comida que vemos en supermercados, panaderías o restaurantes.

¿Cuáles son los motivos por los que se utiliza este material en la industria alimentaria?

El metacrilato presenta numerosas ventajas y beneficios que lo convierten en el material idóneo para fabricar todo tipo de expositores y vitrinas que son clave para el funcionamiento de muchos negocios:

  • Se adapta y es flexible, por lo tanto, es un material bastante resistente. Esta característica hace que las láminas de metacrilato puedan soportar todo tipo de productos alimenticios y, además, en numerosas unidades.
  • Es traslúcido y elegante. Los clientes tienen que ver los productos que van a comprar, de ahí que el metacrilato sea el más idóneo para tiendas y comercios de alimentación. Además, no se ensucia, siendo este un aspecto estético muy importante de cara a la imagen de la empresa.
  • Ahora bien, ¿es seguro para la comida en cuanto a bacterias y microbios? Efectivamente, ya que se ha diseñado para impedir el traslado de sustancias químicas cuando el alimento está en contacto con el metacrilato, sobre todo cuando el producto rebasa los 40 ºC.
  • Se puede fabricar cualquier objeto y cualquier pieza (bandejas, cubiertos, exhibidores, platos, recipientes, etc.) con metacrilato. Además, los últimos avances tecnológicos han permitido que la técnica de mecanizado pueda crear todo tipo de formas personalizadas según las necesidades y preferencias de la empresa; un ejemplo son los platos que tienen distintos separadores para las salsas.

Seguro que en los supermercados y tiendas de alimentación habrás visto que hay divisores en los expositores de comida, pues bien, están hechos de metacrilato. No obstante, hay muchos más usos: vitrinas para colocar los productos en la panadería, cajas pequeñas donde se exponen las bolsitas de té o de manzanilla, las cajas de las golosinas, etc.

En conclusión, metacrilato y alimentación son conceptos que van íntimamente unidos, hecho que también ocurre en numerosas industrias con este material. Nosotros nos dedicamos al diseño, fabricación y venta de todo tipo de muebles y objetos para cualquier industria que nos lo solicite; en la pestaña de contacto tienes las diferentes vías para que puedas contactar con nosotros.